Beside MODDART

logo-transparente-MODDART.png

Detrás de Moddart se encuentra la joven diseñadora y artista mallorquina Carla García. 

 

Moddart nace del interés de fusionar sus dos grandes pasiones, el ARTE y la MODA. Un nuevo e ilusionante proyecto que pretende crear una simbiosis entre su obra artística y sus creaciones dentro del mundo del diseño de moda.

 

La afinidad de Carla por el arte comenzó a muy temprana edad, iniciando su formación en dibujo y pintura de la mano del pintor Nadal Ferragut. Paralelamente a su formación artística, enfocó sus estudios superiores hacia el diseño de moda, otra de sus grandes inquietudes, descubriendo así una nueva vía para desarrollar su creatividad y dotar a su trayectoria artística de otra dimensión.  

 

Además de su actividad profesional dentro del mundo de la moda, como asistente de estilismo en IB3 televisión, el carácter emprendedor de Carla siempre la ha llevado a desarrollar y participar en diversos proyectos como diseñadora de moda y gráfica, en concreto en el campo de la asesoría de imagen corporativa.

Como artista multidisciplinar, decide apostar por su proyecto personal Moddart, un espacio en el que desarrollar su creatividad en torno al diseño y el arte.

 

Filosofía

La obra de Carla García se caracteriza por composiciones con un alto valor expresivo en las que pretende reflejar sentimientos, vivencias, recuerdos, todo aquello que permanece en nuestro interior, en nuestra mente. No desea plasmar la realidad, sino su esencia, aquello que ésta le transmite, los sentimientos que en ella provoca.

 

Este mismo concepto se quiere trasladar también a sus colecciones de moda, donde cada creación surge de la inspiración que Carla dibuja desde la visión de su propio arte. Lo efímero del vestir se une con la atemporalidad de las obras de arte. Surgen así piezas con un valor único, que aportan belleza, simplicidad y elegancia, sin dejar de lado la calidad y la sostenibilidad.

El respeto por nuestro entorno es una premisa en todas sus colecciones, prevaleciendo siempre el uso de tejidos naturales y/o reciclados, además de apostar por un modelo de "slow fashion" y un proceso de creación totalmente artesanal.

 

El tratamiento artesanal y pintado a mano de los tejidos es el principal elemento diferenciador de sus creaciones. Este proceso las convierte en piezas únicas e irrepetibles, retomando el concepto de unión entre arte y moda, y transformando, en cierta manera, las prendas en obras de arte en movimiento. 

_DSC1799.jpg